Caminar seguros por Marruecos

Si es la primera vez que estás por viajar a un lugar como Marruecos, entonces te recomendamos tomar en cuenta algunas precauciones en tus desplazamientos

Viajar a Marruecos es una experiencia gratificante que por diferentes motivos ajenos a nuestra buena voluntad podrían verse opacados debido al nivel de inseguridad que se vive en determinadas zonas. Si no quieres llevarte una desagradable sorpresa lo mejor es andar por las grandes ciudades como Marrakech, Tánger y Rabat, con poco dinero en efectivo.

Si manejas un presupuesto bastante ostentoso sería recomendable dejar el dinero que no vas a usar en el hotel o lugar donde te has alojado. Si se trata de seguridad, los hoteles de Marruecos son muy confiables, evitando así el menor riesgo de perderlo todo.

De contar con un coche o alquilar uno, sé muy cauteloso al momento de salir del vehículo, sobre todo si cargas contigo una buena cantidad de equipaje, artículos y objetos. A veces es mejor echar un último vistazo antes de salir del interior del coche.

Caminar seguros por Marruecos

En Marruecos es posible toparse con más un falso guía turístico, quienes pretenden mostrarle los encantos de la ciudad a cambio de un cómodo precio. Este tipo de sujetos (que en su mayoría son jóvenes) suelen ser bastante persistentes, por lo que te aconsejamos ignorar cualquiera de sus propuestas.

La policía en Marruecos se ha especializado en la protección y el resguardo del turista, el Sureté Nationale (vestimenta azul) y la Policía Gendarmería (vestimenta gris) son los responsables del control de carreteras y la entrada a la ciudad.