El placer de comer en Alemania

Hay muchas razones para viajar a Alemania, que a diferencia de lo que muchas personas consideran, tiene gran cantidad de alimentos y comidas tradicionales

Este es nuestro recorrido gastronómico por los platos más sugerentes de la cocina alemana. ¿Estás listo?

Es realmente sorprendente la extensa lista de platos tradicionales que se pueden disfrutar en la mesa alemana. En esta variedad podemos hallar desde ensaladas hasta diferentes especies de pescados y carnes. Conoce todas las propuestas culinarias que puedes degustar en cualquiera de los restaurantes de Alemania.

Empecemos por un plato de carne de cerdo molido como el famoso “mett”, que se condimenta con pimienta negra y añade una buena porción de cebolla. Para acompañar el plato nada mejor que un bollo de pan y un vaso de cerveza.

También está el tradicional aperitivo Bratkartoffeln, que consta de varias rodajas de patatas fritas que se entremezclan con bacon y cebollas. Pero si lo que buscas es un plato consistente, entonces anímate a probar este exquisito pollo asado marinado con especias y pimienta que lleva de nombre Brathühnchen.

El placer de comer en Alemania

Y ya que hablamos de carnes, no puede faltar un plato como rouladen, preparado con relleno de bacon y cebollas, y un fino filete de carne a la leña. Esta carne es cocida en un caldo de verduras que abrirá el apetito a cualquiera.

Finalmente está el “hasenpfeffer”, compuesto por carne de conejo marinada con limón, romero, laurel, pimienta y clavo. El “sossklopse” (albóndigas de carne con pimienta blanca y huevo), y el “labskaus” (carne picada de ternera con bacon y cebolla).